Últimos Post

Aquí sigue la propuesta, su fundamentación, y la opinión de los de abajo, Roque Benavides, y los de arriba, Celso Cajachagua,  para capitalizar a los peruanos emergentes sin descapitalizar a las empresas.

Aquí sigue la propuesta, su fundamentación, y la opinión de los de abajo, Roque Benavides, y los de arriba, Celso Cajachagua, para capitalizar a los peruanos emergentes sin descapitalizar a las empresas.

FIN DE LOS
CONFLICTOS MINEROS

Hernando de Soto impulsa una solución para terminar con los conflictos mineros globales, capitalizando a los emergentes del mundo sin descapitalizar a las empresas.

En el curso de los últimos cincuenta años el Estado le ha dado a los peruanos emergentes la propiedad de la superficie del Perú y se ha quedado con la propiedad del subsuelo.

A las empresas extractivas, el Estado, les ha dado la propiedad de los minerales en el subsuelo pero además el derecho de utilizarlos para financiarse, trabajar en gran escala, formar capital y prosperar.

De esa desigualdad surgen los conflictos mineros del país.

Aquí sigue la propuesta, su fundamentación, y la opinión de los de abajo, Roque Benavides, y los de arriba, Celso Cajachagua,  para capitalizar a los peruanos emergentes sin descapitalizar a las empresas.

Aquí sigue la propuesta, su fundamentación, y la opinión de los de abajo, Roque Benavides, y los de arriba, Celso Cajachagua, para capitalizar a los peruanos emergentes sin descapitalizar a las empresas.

FIN DE LOS
CONFLICTOS MINEROS

Hernando de Soto impulsa una solución para terminar con los conflictos mineros globales, capitalizando a los emergentes del mundo sin descapitalizar a las empresas.

En en el curso de los últimos cincuenta años el Estado le ha dado a los peruanos emergentes la propiedad de la superficie del Perú y se ha quedado con la propiedad del subsuelo.

A las empresas extractivas, el Estado, les ha dado la propiedad de los minerales en el subsuelo pero además el derecho de utilizarlos para financiarse, trabajar en gran escala, formar capital y prosperar.

De esa desigualdad surgen los conflictos mineros del país.